MÚSICA PARA EL ALMA

domingo, 22 de octubre de 2017

SOLO POLVO



SOY SOLO POLVO

Soy solo polvo,
un gramo del cosmos,
y un pedazo ínfimo de alma
que procura encenderse
con las estrellas fugaces,
cuando pasan de repente.

De ahí que recurra siempre
a la enormidad pequeñita
de mi consciencia para iluminar.

Y que quizás el mundo
sea un poco menos oscuro.

A pesar de que soy solo polvo.

sábado, 21 de octubre de 2017

ME DECLARO EN REBELDÍA



ME DECLARO EN REBELDÍA

De conformidad con el artículo 1,
párrafo 1, sección "Disposiciones
privadas de mi alma",
me declaro en rebeldía.

Me declaro en rebeldía
de banderas cual trozos
de tela que dejan a su paso
demasiada sangre en las ciudades.

En rebeldía de estandartes,
y naciones, y fronteras, y guerras inútiles,
y palabras independientemente huecas
que solo llevan
al corazón a dejar de latir,
y decir adiós demasiado temprano
a sus sístoles y diástoles de vida.

Me declaro en rebeldía
de cuantos no quieren
mirarse más allá de identidades
superfluas, y piensan que uno
más cero puede sumar más de dos.

Hasta que muchos sepan
lo que significa verdaderamente
ser humano, calladamente,
desnudamente, sencillamente.

Hasta ese momento,
de conformidad con el artículo
mencionado con anterioridad,
me declaro en consciente
y amorosa rebeldía.

viernes, 20 de octubre de 2017

GOBIERNO



GOBIERNO

En la lluvia y el mar
gobierna el agua
y sus corrientes.

En el aire, el viento.
En la tierra, la primavera.

Y en la ciudad las farolas
encendidas por la noche
en cualquier avenida.

Ahora bien, ¿sabes tú
quien gobierna, mientras me miras,
en el corazón de mi alma?

HASTA EL SILENCIO SE QUEDÓ SIN VOZ



HASTA EL SILENCIO SE QUEDÓ SIN VOZ

En aquel momento
hasta el silencio
se quedó mudo,
se quedó sin voz.

Al cruzar sus ojos celestes,
y abiertos como un cosmos
nuevos en el que nos pertenecen
todas las estrellas al mirarnos.

Y adentrarme en una primavera
que no sabe de otoño, 
ni inviernos aunque el ampo
blanco de la nieva se case
todos los meses de diciembre
con una tierra seca y estéril.

Hasta el silencio se quedó mudo,
se quedó sin voz,
cuando todo lo que podíamos decirnos
se ciñó a lo que podían contarse
nuestros labios al sellar
el mundo en un beso.

Al final de todo y nada,
conseguimos construir
un puente de la ternura
hacia el amor bien conjugado,
y nos quisimos sin más.

Y hasta el silencio
se quedó mudo, sin voz.

Poco más sin duda
había que decirse,
con tanta belleza y amor.

jueves, 19 de octubre de 2017

ESTÁBAMOS AHÍ



ESTÁBAMOS AHÍ

Estábamos ahí. Éramos
la primera palabra
de un silencio cómplice.

Con todo, con nada.
Casi con nosotros.

Éramos el primer grito de agua
en armonía de la lluvia,
mientras caían las ganas
por nuestro cuerpo
como ríos al mar
de una sutil e inesperada belleza.

Un sueño sin párpados bajados.

Con todo, con nada,
Con el mundo.
Casi con nosotros.

Estábamos ahí. Era el momento
de escribir a besos nuestra historia.

AHORA MISMO LLUEVE



AHORA MISMO LLUEVE

Ahora mismo llueve.
Una leve y dulce tormenta
va regalando al asfalto
pedacitos de mar que parecen
resistirse a la gravedad
sin murmullos ni ecos lindos
del asfalto urbano

Y yo me pregunto si caerá
alguna de esas gotas
para inundarme la metáfora
de la belleza y la inspiración,
que parecen faltarme en este silencio
terriblemente blanco y cómplice
de una página sin prologación
en algún verso aislado.

Quiero que también llueva
a cántaros el amor en mi poesía.

Y ahora mismo llueve.
Supongo que solo toca
esperar a que escampe
un poco la tormenta
para beberme el mar
que deje a su paso.

Y que así vuelva
a mi página triste
otro poema para quedarse.

Cuando ahora mismo llueve.

sábado, 14 de octubre de 2017

AHÍ ESTABAN



Ahí estaban.
El alma de la belleza.
El corazón del amor
latiendo metáforas,
y universos de primavera.

Ahí estaban. El verso
como agua entre los dedos
invisibles de la lluvia,
y la palabra secudando
una lluvia silenciosa de cariño
sobre el papel.

Ahí estaban. El poema,
y ella inventándome utopías
para que volviéramos 
de algun modo imprevisto
a querer al mundo con nosotros.

Ahí estaban