MÚSICA PARA EL ALMA

viernes, 14 de marzo de 2014

HOY DEBO



HOY DEBO

Hoy debo.
Debo escribir algo
a todos los que han desencadenado
estos poemas y la belleza
lo mismo que se desata
el viento sin que se sepa
bien nunca en que dirección
va a soplar la brisa
o el huracán.

Escribir sus rostros,
sus indecisiones, sus miedos,
su humanidad.

El Peter Pan que vuela
en los recovecos
de sus bolsillos,
y la Campanilla que aguarda
silente en la otra orilla
de la inocencia o la ternura
que me regalan
sus comentarios.

La estrofa que me lanzan
sin que lo sepan
como el río se abalanza
sobre el mar
cuando quiere descansar
en la inmensidad.

El sueño que me alcanzan
mientras puede que duerman.

Las naciones de besos
que han llegado a las mejillas
verdes de esta primavera
con flores de tinta,
miedos y sílabas de esperanza.

Hoy debo escribir algo
a quienes, en ocasiones,
me escriben a secas
lo que me ocurre
y lo que me sucede
en una ciudad no siempre
de calles.

En un tiempo no siempre
con horas precisas.

En un cielo no siempre
de nubes y colores.

En un mundo
no siempre lleno de planetas
por descubrir.

Hoy debo escribir algo
a los que han escrito todo
lo que soy hasta ahora.

En el corazón,
y en mi ínfima historia
que ahora se hace
un poco más grande,
mientras avanzan
hasta este poema
que acaba, y gracias.

Gracias por ser
todos estos poemas.


1 comentarios:

casalita dijo...

Me encanta como has transmitido tu agradecimiento, me gustas tus versos,cada estrofa y me declaro fan de tus letras...
Si me lo permites, me encantaría agregarte en mi blog, espero que me digas algo.
Apertas agarimosas.