MÚSICA PARA EL ALMA

sábado, 5 de abril de 2014

NO ME GUSTA LA GUERRA



NO ME GUSTA LA GUERRA

Ahora hay demasiada sangre
fuera de los torrentes y las venas
por los que habría de correr.

No huele a granadas frescas
precisamente, sino a pólvora
quemada y viene envuelta
en demasiadas mortajas.

Y la paz aguarda sin espera
entre escombros, occisos
y ocasos humanos cuyos ojos
no contemplarán ya más amanecer
que el del fuego amigo o enemigo
en el infierno o en el cielo.
¿Quién puede saberlo?

Demasiada sangre corre,
cuando solo habrían de correr
los latidos de amor dentro,
y dispararse besos en los labios,
las manos o los surcos de la piel.

Y por mucho que se afirme
que un poco de jaleo sin más
de Kalashnikov, granadas sin pipas,
y con demasiadas anillas,
y algunos petardos de nada
que roban la primavera
a cualquier metrópolis,
yo sigo creyendo que la guerra
solo trae futuro a los muertos.

Y eso no me gusta.

1 comentarios:

Oriana Lady Strange dijo...

Por desgracia la guerra es la imposición de un poder que quiere obtener gloria, sin importar quienes mueran.
Muy buena entrada!!!
Cariños...